La web para ser mejores padres
Síguenos en:

Adolescentes y abrazos: una combinación posible y necesaria

89abrazos
Si crees que tu hijo adolescente ya no quiere tus abrazos, te equivocas. Los necesita más que nunca aunque no te los pida.

Dan en la diana de lleno. Los abrazos dicen: te quiero aunque estemos enfadados, entiendo cómo te sientes o estoy contigo sin necesidad siquiera de buscar palabras a esos sentimientos.
Dile así de claro: creo que necesitas un abrazo. Sin más explicaciones. Él se encargará de interpretarlo. Nosotros lo hemos hecho y funciona.

El contacto físico se necesita para sobrevivir. Se necesita para comunicar nuestros sentimientos. Para concentrar todo nuestro amor en un segundo, sin necesidad de ponerle palabras. Es la manera más rápida de trasmitir energía y optimismo. Abraza. Abraza con la sonrisa, la mirada, con tus brazos, con tu silencio o con tu respiración.

  

¿Te ha gustado este contenido?

Si te ha gustado, te agradeceríamos que lo compartieras y nos ayudaras a darlo a conocer. Muchas gracias.

PinIt

Deja un comentario